“La salud está en el intestino”, decía Hipócrates y el antiguo médico griego ya sabía que un intestino sano es el requisito previo para la salud general de una persona.

En nuestra consulta de Allmedica en Puerto de Andratx explicamos a nuestros pacientes una y otra vez el milagro que supone el órgano intestinal. Mientras funcione sin problemas, estamos bien. Pero ay de nosotros si nuestro mayor sistema inmunitario se desequilibra. Luego amenazan la diarrea, la flatulencia, el estreñimiento y el dolor abdominal.

En nuestros intestinos viven billones de bacterias. Forman la llamada flora intestinal, son responsables de la defensa contra las enfermedades y de la óptima absorción de los nutrientes. Estas bacterias conviven de forma simbiótica, en beneficio mutuo. Si este equilibrio se altera, hablamos de disbiosis.

Como médicos alemanes en Mallorca, lamentablemente diagnosticamos una y otra vez la llamada disbiosis intestinal. Pero no hay que llegar a eso. Permítanos en Allmedica Andratx explicarle lo que es bueno para sus intestinos y lo que debe evitar.

¿Qué causa la disbiosis intestinal?
Las causas de la disbiosis intestinal son variadas y van desde la mala alimentación (consumo excesivo de azúcar, sustitutos del azúcar, dieta unilateral), el consumo excesivo de alcohol y tabletas hasta un trastorno de la motilidad (movimiento intestinal reducido o hiperactivo). Las especies bacterianas patógenas se imponen en el intestino, las funciones vitales se ven restringidas. Por lo tanto, la flora intestinal ya no está en equilibrio. Si la absorción de nutrientes se ve alterada, se producen diversos síntomas de carencia y enfermedades secundarias.

¿Cómo se diagnostica la disbiosis intestinal?
En nuestra consulta médica de Puerto de Andratx, tomamos una muestra de heces en caso de sospecha para identificar la composición de su flora intestinal. Con estos resultados elaboramos juntos un concepto de terapia.

¿Puede la flora intestinal recuperarse por sí misma?
Si la flora intestinal está dañada, tarda mucho tiempo en recuperarse. Los pacientes deben esperar al menos de 3 a 6 meses.

¿Cómo puede apoyar usted mismo la reconstrucción del equilibrio?
Alimentos como el yogur, el kéfir, el suero de leche, el chucrut, los productos integrales, el salvado, las manzanas, las alcachofas y la achicoria favorecen la rehabilitación intestinal. Durante y especialmente después de la rehabilitación intestinal, debe comer alimentos de fácil digestión, bajos en grasa y ricos en fibra. Esto también previene la disbiosis intestinal.

¿Es necesario tratar médicamente la disbiosis intestinal?
En nuestra consulta de Mallorca, apoyamos la rehabilitación intestinal con los llamados probióticos en dosis potentes cuando la flora intestinal está tan desequilibrada que nuestros pacientes apenas pueden llevar una vida normal porque el dolor abdominal, la diarrea y la flatulencia determinan su vida cotidiana. Además, en algunos casos se producen graves síntomas de carencia como resultado de la capacidad deteriorada del intestino para absorber nutrientes vitales. En estos casos, utilizamos preparados complementarios para prevenir nuevas enfermedades.

¿Qué se puede hacer para tener una flora intestinal sana?
Para evitar que se desarrolle la disbiosis intestinal en primer lugar, hay que llevar una dieta equilibrada. Evita los alimentos azucarados y sigue una dieta baja en grasas y proteínas, pero rica en fibra. El consumo de alcohol debe reducirse al mínimo, al igual que la ingesta de medicamentos. Especialmente cuando se toman antibióticos, los intestinos deben ser apoyados con probióticos.
En resumen: ¡escucha tu instinto!

Si tienes quejas que apuntan a una disbiosis intestinal o si tienes preguntas sobre la flora intestinal, ¡contacta con nosotros! En nuestra consulta de Allmedica en Puerto de Andratx, nuestros médicos le atenderán en su idioma, ya sea alemán, inglés, español o francés.